De Sídney a Melbourne

De Sídney a Melbourne

Casi todo el mundo llega en avión a Sídney, pero no hay que olvidar Melbourne, su artística rival, unos 1000 km al sur.

Se recomienda admirar Sídney desde el puerto: la magnífica Ópera y el colosal puente son inconfundibles. Si se quiere contemplar a vista de pájaro, hay que apuntarse al Bridge Climb. Si apetece un baño, la Bondi Beach es una experiencia típicamente australiana.

Rumbo al sur hay que atravesar el Parque Nacional Royal hasta la elevada Grand Pacific Drive, y seguir hacia Wollongong y la preciosa localidad costera de Kiama. Cerca está el Illawarra Fly Tree Top Walk and Zip para atravesar el bosque.

Más al sur, la ruta pasa por Ulladulla, Narooma y Eden. Desde allí la carretera hasta Melbourne no ofrece muchos atractivos, exceptuando el Parque Nacional Wilsons Promontory.

Melbourne, en una bahía, es famosa por el arte, el fútbol y el café, e ideal para recorrerla, comer en un pub y oír música en directo.

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Puentes arbóreos de Meghalaya, Mawsynram y Cherrapunji, India
10 bosques del mundo para descubrir árboles mágicos y paisajes encantados: desde árboles cantores en Dinamarca hasta puentes árboreos en la India.
Mazur_Travel_Shutterstock
Tiburón blanco de arena, Carolina de Norte, EE UU
Viajar por el mundo desde casa a través de ‘webcams’ de fauna salvaje para pasar un poco mejor este período de confinamiento y distanciamiento social provocado por el coronavirus.
Tomas_Kotouc_Shutterstock
Tejer, arte aborigen de Australia
Ocupar las manos calma la mente, según la cultura aborigen de Australia. Aprendamos lecciones de calma de todo el planeta y usémoslas en nuestro día a día y quizá después podamos viajar para ponerlas en práctica.
ChameleonsEye_Shutterstock